jueves, 6 de febrero de 2014

Características de una brocha de maquillaje


Las hay grandes, pequeñas, finas y gordas, duras o blandas, te las regalan en las tiendas, vienen con los set de maquillaje o las compras tú misma. Las brochas de maquillaje es un gigantesco mundo en el que si no sabes moverte con soltura, te pierdes rápidamente. 

Tanto si estás pensando en comprarte  una nueva brocha como si no, el post de hoy os va  a interesar, a continuación os explico las características principales de una brocha de maquillaje y en qué debes saber si estás pensando en comprar una.


TAMAÑO                                                                                                       

El tamaño es una de las características principales a tener en cuenta. Vamos a entenderlo rápidamente ¿Para qué quieres la brocha? ¿Para los ojos? ¿Para colorete?... es un tema bastante lógico, no vas a usar para pintarte los ojos la brocha más grande o al contrario.


Las brochas para coloretes o polvos son bastante grandes, como las que ves en la fotografía. Por el contrario las brochas para los ojos suelen ser muy finitas y pequeñas, para aumentar la precisión. En cuanto a la distancia del mango... para gustos los colores, según estés más cómoda con él o según lo vayas a usar para llevar en el bolso o para quedar en casa


EL PELO                                                                   

El pelo de las brochas puede ser natural o artificial, depende del tipo que sea tendrá diferentes efectos y sobre todo, afectará al precio.

Los pelos naturales (Si no conocéis este dato os va a sorprender) son pelos de pony o de castor, suelen ser mucho más suaves que los artificiales y producen menos alergias y problemas. Los pelos artificiales son de plástico y son más bastos al tacto con la piel, además suelen durar menos que los primeros.

Decidir una u otra es decisión tuya, la mayoría de las marcas tienen varias opciones de diferente precio ¿Cuánto te quieres gastar?

DUREZA                                                        

Según la finalidad de la brocha deberemos elegirla más suave o más dura. Como he comentado en el punto anterior, ésto dependerá del pelo del que están compuesta y el tipo de pegamento que han usado para fabricarlas (Más compacto o menos compacto) 

Debes fijarte bien que sea de buena calidad y que al tirar de los pelitos no se quitan a la primera de cambio, porque, después, puede ocurrir que durante el maquillaje te encuentres con pelitos inesperados. 



Y hasta aquí el post de hoy, espero que os haya sido útil. Un besazo a todas, nos vemos en las redes @kellyboops o facebook Estar Guapa es un Buen Plan