martes, 16 de abril de 2013

Un pecho perfecto. Parte 2


Hola chicas. ¿Quéeee tal? Ya llevamos casi medio añito con el blog y creo que habrá que hacer alguna cosilla especial ¿No? Jejeje, tengo algunas ideas que os gustarán!!! 

Para hoy quiero hacer mención a un post muy popular. Desde que se publicó  "Trucos para tener unos pechos perfectos" ha estado en el número uno de los más leidos del blog sin rival ninguno. Por eso, creo que es hora de hacer la segunda.


Tanto para hombres como para mujeres, el pecho es una parte del cuerpo que despierta todo tipo de pasiones. A nosotras nos gusta vernos guapas y poder lucir la moda con un cuerpazo. A ellos...bueno ya sabemos lo que ellos piensan jeje.

Sea como sea el pecho es una zona del cuerpo que hay que cuidar. La piel de esta zona es mucho más suave y delicada que la del resto del cuerpo y además, debido a los altibajos hormonales todos los meses con la menstruación o el embarazo y la lactancia... hacen del pecho una parte de la anatomía que requiere mucha atención.

Si hablamos de "tallas", el pecho perfecto rondaría entre la 90 o 95 copa C. Pero este tema es controvertido, seguro que hay quien preferirá tener mucho más volumen y deciden realizarse una intervención de aumento de pecho. Otras chicas superaran esta medida por mucho y les ocurre justo lo contrario, prefiere quitar volumen.

Si hablamos de forma, el pecho natural tiene forma de gota, con menor volumen en los polos superiores y mayor volumen en los inferiores. Los sujetadores, sobre todo los Push-up, tienen como finalidad romper la forma natural del pecho elevándolo y creando lo que podríamos llamar "un buen escote".

A lo largo de nuestra vida el pecho pasa por muchas etapas. Desde la adolescencia, que tenemos que aprender a convivir con ello, hasta la época del embarazo, donde aumentará su volumen considerablemente para después volver a su forma habitual. Hasta la menopausia, donde normalmente empezará a perder su forma e ir "descolgándose" poco a poco. La cirugía estética y la medicina estética brindan múltiples posibilidades para ayudar a seguir viéndonos perfectas.

Al fin y al cabo, aunque podamos establecer unas normas sobre lo que está considerado un pecho perfecto, cada una tendrá una idea de su tipo de perfección y sea como sea, hay que saber cuidarlo, como explicaba en este post AQUÍ. 

Un besazo a todas. Nos veos en twitter @KellyBoops o en facebook Estar guapa es un buen paln