lunes, 21 de octubre de 2013

Manual de belleza: Las estrías

Buenos días. Hoy empezamos con un nuevo artículo de nuestro manual de belleza. La semana pasada hablábamos sobre la tripita y hoy es el momento de tocar otro de los temas que más nos preocupan en esta zona del cuerpo, las estrías. 


Aunque ya hemos hablado de ellas en varias ocasiones en el blog, es el momento de traer de nuevo toda la información de esos post. Entonces... ¿Qué son las estrías?

Las estrías son atrofias cutáneas, es decir, un estado patológico del tejido de la piel que se caracteriza por una fibrosis del tejido. Pero mejor lo decimos en palabras más sencillas para que todas lo tengamos más clarito. En resumen podríamos decir que las estrías son unas especies de cicatrices de la piel que surgen por diferentes motivos.

POR QUÉ APARECEN

La principal causa de aparición de estrías es el estiramiento de la piel. Este estiramiento no quiere decir que cojas tu piel con dos deditos ahora mismo, la estires y aparezca una estría. Es un proceso más lento que se produce en las capas medias e internas de la dermis.  Debido al estiramiento se produce una ruptura de las fibras de colágeno y la elastina de la piel se debilita, creando en la piel pequeñas cicatrices. 

AQUÍ tienes más información 

¿CÓMO PODEMOS PREVENIRLAS? 

Para prevenir o combatir las estrías debemos tener dos cosas presentes: Hidratación y exfoliación.

  • Aceite de oliva: Aplicar un poquito de aceite con un algodón por la zona a diario te ayudará a mejorar  y disimular las estrías.
  • Aceite de coco: Reconozco que este remedio lo he leído en varios sitios pero aún no lo he probado. Os lo dejo por si os animáis  y nos contáis qué tal os va. Mezcla ½ taza de aceite de coco, 1 cucharada de aceite de trigo, 1 cucharada de aceite de semilla de albaricoque, 1 cucharadita de vitamina E y 2 cucharadas de cera de abejas. Une todos los ingredientes en baño de maría (para derretir la cera) y luego guárdalo en un recipiente hermético; utilizalo a diario.

  • El azúcar moreno es un potente hidratante para exfoliar la piel.

  • Mezcla ½ cucharadita de sal, 1 cucharadita de miel y 1 de glicerina hasta formar una pasta, haz un masaje con la mezcla en la zona afectada. Debes hacer este procedimiento cada 2 días.

La semana que viene seguiremos con un nuevo post del manual. Un besazo a todas. Nos vemos en las redes @kellyboops o faceobook Estar Guapa es un Buen Plan