miércoles, 19 de febrero de 2014

Trucos para andar con tacones y no morir en el intento


Los tacones son un doloroso placer, y bien lo sabemos nosotras, que los sufrimos. También dice el refrá algo así como "Sarna con gusto no pica", pero repite tú esa frase después de una noche de fiesta. Aunque lo de llevar tacones es nuestra elección siempre podemos encontrar técnicas y truquillos para que sean más llevaderos, muy atentas al post de hoy porque os ayudará a ser mejores amigas de vuestros tacones.

  1. Stick: Seguro que ya los conoces, son gomas que se situán en diferentes partes de la plantilla del zapato para evitar que el pie resbale. Esta sujeción te ayudará a aguantar un poquito mejor tus tacones. 
  2. Al congelador: Si, si, como lo lees. Busca dos bolsas de agua que puedan ir al congelador, colócalas dentro de los zapatos bien cerraditas y ponlas en el congelador, cuando empiece a endurecerse aumentará el tamaño del zapato y será mucho más cómodo.
  3. Almohadillas: Si la suela de los tacones ya han perdido su acolchado natural, rescata del cajón esas almohadillas tan prácticas que harán tu pisada mucho más suave. 
  4. Mejor con plataforma: Aunque parezcan una moda de estos años, resulta más agradable llevar tacones con plataforma que sin ella, pruébalo.
  5. Ojo con la altura: Hay tacones para todos los estilos, algunos son de altura, otros muy bajitos... sobra decir que cuanto más altos sean más difícil será aguantarlos. Busca la altura apropiada para ti. 
  6. El número adecuado: Ni uno más, ni uno menos, busca tu número exacto para evitar que el zapato baile o tengas los deditos arrugados (Evitará muuuuchos dolores) 
  7. Zapatos alternativos: Y... por si todos estos trucos fallan, no estará de más llevar en el bolso unas manoletinas bajitas que alivien nuestros pies del tortuoso dolor de los tacones. 
¿Habéis tomado nota de todo? Espero que os hayan gustado estos consejos, un besazo a todas, nos vemos en las redes @kellyboops o facebook Estar Guapa es un Buen Plan