martes, 15 de abril de 2014

La toxina botulínica

La semana pasada estuvimos hablando sobre el ácido hilaurónico y veíamos lo importante que es para nuestro cuerpo y la formas de aportarle a nuestra piel las cantidades necesarias. Hoy os traigo otro as de los tratamientos de belleza: La toxina botulínica

¿QUÉ ES LA TOXINA BOTULÍNICA? 
Seguro que habrás escuchado hablar de ella en numerosas ocasiones y conocerás sus aplicaciones en medicina estética, lo que quizás no sabes es que la toxina botulínica es uno de los venenos más poderos que existen.

Se trata de una toxina elaborada por una bacteria y que es altamente peligrosa. Sin meterme en muchos detalles (Porque es un poco desagradable) se utiliza como arma química, produce botulismo y produce parálisis muscular. 

APLICACIÓN ESTÉTICA 
Aunque es sorprendente conocer estos detalles no hay de qué asustarse, todo en su justa medida y bien aplicado tiene unos efectos controlados. En este caso las aplicaciones para medicina y estética son numerosas. 

Gracias a la relajación muscular que produce se utiliza para tratar algunos problemas como la sudoración excesiva o la incontinencia urinaria. En el mundo de la belleza se aplica en rellenos faciales para combatir las arrugas etc

LA TOXINA BOTULÍNICA Y EL BOTOX

Si relacionas estos dos conceptos vas por buen camino. El botox no es más que una marca comercial que identifica a la Toxina Botulínica. 

ATENCIÓN

La toxina botulínica o botox en cualquiera de sus aplicaciones debe ser realizada por un médico estético especialista en un centro dotado de todas las condiciones necesarias. 

¿Alguna vez habéis probado el botox? ¿O tenéis pensado probarlo en el futuro? Espero que os haya gustado este post. Un besazo a todas, nos vemos en las redes @kellyboops o facebook Estar Guapa es un Buen Plan